Unete Club Alula

¿Cómo hago para alimentar bien a mi bebé prematuro?

14/October/2020

                             Muy probablemente, si tu pequeño fue prematuro o de bajo peso, pasarás por un sube y baja de emociones, ¡pero tranquila! el mejor consejo que podemos darte es guardar la calma. Que tú te cuides y estés en las mejores condiciones físicas y emocionales no sólo te hará bien a ti sino que también redundará positivamente en tu bebé, pues tendrás la fuerza y la claridad para atenderlo como necesita ¡tú eres su pilar número uno!

Lo primero que debes saber en este caso, es que además de los cuidados hospitalarios, la nutrición es clave para que tu pequeño alcance un desarrollo saludable.

Esto constituirá un constante desafío para padres, pediatras y  neonatólogos desde el nacimiento y hasta bien avanzada la infancia. 

Uno de los mayores retos será lograr que la alimentación elegida para el bebé, le provea suficiente energía para mantener una ganancia de peso similar al que hubiera tenido en el vientre materno hasta alcanzar las 40 semanas de vida.

Una vez lograda la primer meta, el siguiente reto será lograr un crecimiento que garantice poco a poco, una talla acorde a su edad, una adecuada mineralización ósea y un óptimo neurodesarrollo. Todas estas metas se pueden alcanzar con el inicio precoz de la alimentación por sonda en caso de ser necesario, o directamente con la alimentación con leche materna, que es la mejor leche para bebés prematuros. 

En caso de que tengas problemas para producir leche o para amamantar, puede darse leche humana pasteurizada de bancos de leche, y en caso de que la ganancia de peso sea insuficiente, puede que sea necesario el uso de la suplementación y/o fortificación, ya que los bebés prematuros necesitan más calorías, más proteínas y otros nutrientes que los bebés que nacen a término.

Beneficios de la leche materna para el bebé prematuro

La leche materna tiene beneficios demostrados, especialmente para el frágil bebé prematuro. Los beneficios de la leche materna incluyen:

- mayor inmunidad a infecciones peligrosas

- mejor absorción de nutrientes

- mejor funcionamiento digestivo 

- desarrollo del sistema nervioso 

Por lo tanto, tu hospital y el equipo médico, deben alentarte a que alimentes a tu bebé con leche materna, especialmente durante los primeros 6 meses de vida. Un asesor de lactancia puede ayudar mucho con las preguntas, problemas de extracción de leche y la lactancia, y dudas de almacenamiento, tanto antes como después del nacimiento. 

Uso de leche de fórmula

Hay fórmulas hechas especialmente para bebés prematuros. Su función es cubrir las necesidades especiales de nutrición que presenta tu bebé prematuro. Recuerda que un bebé prematuro tiene demandas de energía más altas de lo habitual para su organismo. Por eso, no importa cómo alimentes a tu bebé, es posible que necesite un suplemento de altas calorías para un mejor crecimiento y desarrollo. Consulta con tu pediatra sobre la mejor opción.

Problemas de alimentación 

Como ya vimos, los bebés prematuros necesitan una mayor nutrición porque tienen que recuperarse hasta alcanzar el peso propio de un bebé a término. Pero igual de importante es no alimentarlo en exceso porque sus intestinos aún no están lo bastante maduros. Seguramente cuando te dejen ir a casa con tu bebé te darán también un plan de alimentación específico para sus necesidades, y como ya mencionamos, es posible que necesite una leche fortificada para crecer y desarrollarse bien.

Otra cosa en la que debes poner especial atención es que los bebés prematuros se deben alimentar lentamente para evitar problemas intestinales.

El desafío de amamantar a un bebé prematuro

El primer paso para darle a tu bebé leche materna, es incluir el apoyo del personal médico que cuida de él en el hospital. Avisa al pediatra y neonatólogo sobre tu deseo de amamantarlo. Tus médicos pueden arreglar que se alimente a tu bebé con la leche materna que extrajiste, si es que está con sonda o que amamantes a tu hijo en caso de que sea posible. Muchos hospitales ahora proporcionan áreas privadas para amamantar, así como especialistas capacitados para ayudar a las madres en este proceso. 

Si puedes amamantarlo directamente, ellos pueden ayudarte a ajustar la posición para amamantar a tu pequeño hijo. Muchas unidades de cuidados intensivos neonatales estimulan a los padres a que entren a la habitación continuamente y que tengan contacto directo con el bebé, lo que se conoce comúnmente como cuidado de canguro, ya que se ha demostrado que es de beneficio para la estabilidad, el crecimiento y desarrollo óptimo de los bebés prematuros. Usar un extractor de leche o sacarse la leche inmediatamente después de sostener al bebé en contacto directo es una forma muy efectiva para incrementar el suministro de leche. Algunas mamás consideran que la extracción de leche junto a la cama de su bebé es también muy útil.

La importancia del apoyo emocional 

Cuidar y aprender a amamantar a un niño prematuro es emocionalmente difícil para una nueva mamá. Te recomendamos entrar en contacto con Asociaciones y grupos de apoyo especializados en prematuros. Además, asegúrate de que tu pareja y otros miembros de la familia comprendan las enormes ventajas de amamantar a un bebé que nació antes de término. El apoyo emocional y práctico de tus seres queridos te hará mucho más fácil el camino.

Leer la experiencia de otras mamás también puede ser buena idea, por eso te dejamos esta nota esperando que te haga más fáciles las cosas. 

También te puede interesar: Opciones para alimentar a tu bebé recién nacido

Con información de:

http://ve.scielo.org/scielo.php?script=sci_arttext&pid=S0004-06492013000300006

https://www.cigna.com/individuals-families/health-wellness/hw-en-espanol/temas-de-salud/como-alimentar-a-su-bebe-prematuro-tn6190

https://m.kidshealth.org/CHOC/es/parents/preemies-esp.html

https://www.healthychildren.org/Spanish/ages-stages/baby/breastfeeding/Paginas/providing-breastmilk-for-premature-and-ill-newborns.aspx

 

 

Otras notas de interés