Unete Club Alula

Tips para padres: secretos para educar un bebé inteligente

09/June/2020

Dentro de los tips que los padres más buscamos en Internet se encuentran cómo podemos tener un bebé inteligente. Esto se debe a que, de manera instintiva, buscamos la manera en la que podamos darle ventajas a nuestros hijos, para que tengan éxito en la vida y sean la mejor versión de sí mismos cuando crezcan. Por esta razón, quiero compartir contigo algunos tips relacionados con la crianza de un hijo con un intelecto superior al del promedio. Así, puedes darle cierta ventaja en la vida y, sobre todo, ayudarlo a que crezca como persona, en lo individual y en lo intelectual. 

Leer es el camino para un bebé inteligente 

Si quieres tener un bebé inteligente, lee con él. Desde muy pequeño. Lo más que se pueda. Hay dos condiciones para que este acto de lectura produzca un bebé inteligente: en primer lugar, que el ambiente sea de comodidad y de cariño. Acurrúcate con tu bebé y lean juntos. Está demostrado que el aprendizaje se adquiere de manera más rápida si se obtiene en un ambiente de confort y seguridad. La segunda condición para que tu hijo sea inteligente por medio de la lectura es que leas junto con él desde muy pequeño, sin importar si entiende o no lo que está leyendo. Lee en voz alta de manera muy expresiva, no sólo porque relacionará el sonido de tu voz con un momento agradable, sino porque los bebés entienden las entonaciones. Como dato curioso, los bebés más pequeños prefieren los libros con imágenes reales a los libros con ilustraciones. Leer es una actividad de la que muchos disfrutamos, pero adquiere un nivel nuevo de apreciación cuando la lectura se hace en familia y le regalamos a nuestro hijo algo que lo va a hacer feliz, porque a nosotros nos ha hecho felices. 

Expón a tu bebé a otro idioma 

La agilidad mental y la neuroplasticidad son señales inequívocas de un bebé inteligente. Estas dos características son fácilmente logrables si se le expone a un bebé a un segundo idioma. Esto se debe a que el cerebro de un niño expuesto a dos idiomas de manera constante y fluida desarrolla pensamiento paralelo, lo que produce un bebé inteligente en todo sentido. No sólo eso, sino que un bebé bilingüe tendrá mayores ventajas, en lo económico, en lo profesional, en lo académico, en lo cultural y hasta en lo sociales que un bebé que sólo está expuesto a un idioma.  

Háblales todo lo que puedas 

Tu bebé ama tu voz, eso es un hecho y, si eres como yo, amas hablarle a tu bebé todo el tiempo. Estas son buenas noticias, porque un bebé inteligente es uno que, durante sus años formativos, estuvo expuesto a una gran cantidad de estímulos, entre ellos, los auditivos. De acuerdo con varios estudios, se ha demostrado que el coeficiente intelectual de un niño será más grande en proporción al mayor número de palabras que escuchen durante sus primeros tres años de vida de parte de sus padres y la gente que los cuida. Una manera de congeniar con tu bebé y cumplir este requisito de exponerlos a una gran cantidad de palabras es narrar tu día. Cuéntales lo que hiciste, cómo te sentiste, apóyate con gestos y entonaciones distintas, para que tu hijo pueda entender mejor la historia y pueda desarrollas lazos de empatía contigo. Un bebé que escucha es un bebé inteligente. 

Señálales todo 

Algo similar ocurre cuando hablamos y señalamos al mismo tiempo al tratar de explicarle algo a nuestros bebés. Existen estudios que muestran que un bebé desarrolla mayores capacidades lingüísticas y aprende más rápido un idioma si, cuando algo es nombrado, se le señala con el dedo. Para tener un bebé inteligente, enséñale el mundo a través de señalar y nombrar. Esto puede vincularse también con el punto que mencionamos anteriormente sobre bebés bilingües. En este caso, mamá puede señalar el objeto en cuestión y nombrarlo en un idioma, mientras que papá puede hacer lo propio en un idioma distinto. 

Si es posible, amamántalos 

Amamantar es uno de los actos más hermosos que podemos experimentar como madres, aunque entiendo que existen condiciones que vuelven difpicil o imposible esta situación para algunas mujeres. Sobre esto, una serie de estudios ha demostrado una relación que, si bien es pequeña, también es muy clara, entre los bebés que son amamantados y el mayor coeficiente intelectual. Esto ha llevado a la conclusión de que amamantar produce bebés inteligentes. Si bien esto es demostrable, algo a tomar en cuesta de amamantar es que genera un vínculo emocional con la madre al momento de hacerlo. Claro que entendemos que existen limitaciones para algunas madres, a quienes, por alguna circunstancia, no les es posible amamantar. 

No los expongas a pantallas por su cuenta 

No se trata de satanizar las tabletas, videojuegos, computadoras o la televisión, sino de tener un tiempo y un lugar para todo. De acuerdo con expertos de la American Academy of Pediatrics, antes de los 18 meses, los bebés no deben ser expuestos a medios digitales: televisión, internet, videojuegos, etc. En estos meses, se debe dar prioridad a que el bebé tenga contacto con personas de verdad. Exponerlos a las pantallas puede dañar su desarrollo lingüístico, ya que se trata de medios no interactivos, como lo señala la doctora Rosette Yson-Zaragoza, una pediatra perteneciente a la Asociación de Pediatría del Condado de Orange, en Estados Unidos. 

La doctora también señala que, en caso de que tus hijos quieran ver algún medio audiovisual, pueden hacerlo siempre y cuando tú estés acompañándolo y que no se limiten sólo a ver, sino que comentes constantemente sobre lo que están viendo. Una vez cumplidos los 18 meses, es momento de explorar medios digitales y experiencias interactivas que ayuden a la educación de un bebé inteligente, desde tabletas diseñadas para bebés hasta videojuegos y libros interactivos. 

Educar un bebé inteligente puede sonar a un reto y a una tarea compleja, pero también puede tener resultados positivos en su vida y en su propio desarrollo. Te invito a que sigas el blog de Alula, para más consejos y recomendaciones dirigidos a madres y padres que buscan el pleno y óptimo desarrollo de su bebé. Síguenos en redes sociales, para más contenido y para estar en contacto con nosotros. 

Otras notas de interés